PRENSA


Las retenciones a los pensionistas por el IRPF se reducen una media del 30 por ciento desde este mes
Madrid. S. Alcelay, Y. Gómez

Las retenciones por IRPF que se aplican a las pensiones se reducirán desde este mes una media del 30 por ciento. La aplicación de la nueva tabla aprobada por el Gobierno supondrá que medio millón de pensiones dejarán de tener retención por este impuesto.

El INSS aplicará ya a las pensiones de enero las nuevas retenciones del IRPF, lo que supondrá que se les retendrán 2.300 millones menos que el pasado mes de diciembre, según informó ayer el Ministerio de Trabajo.

Según datos de Hacienda, la rebaja media de las retenciones para el conjunto de los pensionistas será del 30 por ciento. La rebaja se elevará hasta el 63 por ciento si se trata de pensiones inferiores a los 2.022.000 pesetas.

Además, la rebaja del IRPF se traducirá en que medio millón de pensionistas, a los que hasta ahora se les retenía por IRPF, quedarán liberados del pago del tributo. A partir de ahora, sólo se retendrá por IRPF a un millón de pensionistas de los más de 7,5 millones que hay en España.

Este millón y medio de pensionistas a los que hasta ahora se les descontaba una parte de su pensión para pagar el IRPF notarán ya en la prestación de este mes, que aparte de la subida del 1,8 por ciento, cobrarán algo más por la rebaja del tributo. Esta cuantía dependerá de cada pensión. Así por ejemplo, un jubilado que recibe una pensión de 114.000 pesetas al mes, con cónyuge a cargo, y al que en diciembre se le retuvieron 8.000 pesetas, en enero no se le retendrá nada, o lo que es lo mismo, cobrará 8.000 pesetas más. Otro ejemplo, es el de un pensionista, también con cónyuge a cargo, y con una pensión mensual de 150.000 pesetas, por la que se le retenía 16,500, ahora se les retendrán 8.385 pesetas, es decir, cobrará 8.385 pesetas más.

Por otro lado, Trabajo dijo ayer que los 38.000 pensionistas que solicitaron prestación en diciembre percibirán la primera pensión este mes, sin que se produzca, por tanto, interrupción en la percepción de sus rentas al pasar de la situación de activo a la de pensionista.

Página anterior